El consumo británico ignora el Brexit en julio

jueves, 25 de agosto de 2016

La incertidumbre dejada por el Brexit no afectó a los consumidores británicos en el mes posterior al referéndum. Las ventas minoristas del último mes crecieron julio un 1,4%, según ha informado la Oficina Nacional de estadística británica (ONS, por sus siglas en inglés).

La subida de julio ha superado las previsiones del consenso de los analistas, que esperaban una mejora más modesta del 0,3%. Respecto al mismo mes de 2015, las ventas al por menor registraron un incremento del 5,9%.

El informe destaca también que el gasto en las tiendas británicas creció un 3,6% en el último año, mientras que las ventas online se disparan ya un 16,7% respecto a julio del año pasado.

La ONS destacó en el informe que "el mejor tiempo este año ha podido ser un factor importante" del repunte del consumo en el último mes.

Los datos de ventas minoristas llegan después de que la economía británica haya dado señales mixtas durante las semanas posteriores al referéndum británico. Mientras el sector servicios, la industria y la construcción han ofrecido datos preocupantes, con la actividad hundida a mínimos de 2009, el mercado laboral, con la tasa de paro en mínimos de once años, y ahora las ventas minoristas han dado signos más optimistas.

"Los primeros datos oficiales sugieren que el impacto inicial a la victoria del Brexit puede que no haya sido tan negativo como insinuaban las encuestas empresariales y de consumo", ha señalado John Hawkswoth, economista jefe de PwC.

En el mismo sentido se ha pronunciado James Knightley, economista de ING, que ha celebrado que "esta sorpresa positiva es alentadora para el crecimiento del tercer trimestre". Sin embargo, duda de que "se mantenga" en el futuro. "La inflación está comenzando a subir y continuará haciéndolo debido a la caída de la libra, lo que debilitará los ingresos reales de los hogares", advierte.

El Banco de Inglaterra aprobó a comienzos de agosto un histórico paquete de estímulos monetarios para rescatar a la economía británica de los efectos provocados por el Brexit y evitar que caiga en recesión en el tercer trimestre.

El banco central rebajó los tipos de interés por primera vez en siete años y los dejó en un nuevo mínimo histórico, el 0,25%. Además, amplió las compras de bonos soberanos y corporativos en 70.000 millones.


Fuente: Expansión 

DJM 

Categorías

Entrevistas Export Manager
 PROEXCA ADMIN
 65  7957  26/11/2018
Casos de Éxito de Internacionalización
 Proexca
 98  21432  11/02/2019
Casos de Éxito de Inversión en Canarias
 Proexca
 17  614  24/08/2018
Noticias Proexca
 Proexca
 3586  97095  25/04/2019